¿Jugamos, leemos o plantamos tomates? Nuestro huerto urbano.

12

Desde que vivimos en el pueblo una de las cosas que más disfrutan mis peques es el huerto, o mejor dicho el huerto de mi padre. Mi hijo mayor se pasa las horas  en primavera y verano en el huerto con mi padre. El otro día, en pleno mes de enero, me preguntaba cuándo vendría el puesto de los planteros al mercadillo.

Los planteros son las matas de las hortalizas y verduras, que utilizan para sembrar en los huertos. Aquí en Soria el calor llega tarde, y si tuvieran que nacer las plantitas en los huertos a partir de una semilla en la mayoría de los casos no sería viable. Cuando quisieran dar sus frutos habría acabado el verano y por lo tanto no llegarían a madurar. Así que o se tiene un invernadero donde tus semillas empiecen antes de tiempo a germinar o compras plantero a principio de la temporada  y te aseguras que las matas de las hortalizas y verduras tengan el tamaño adecuado cuando empieza la época de calor.
Debido a la impaciencia del mayor por empezar de nuevo su jornada de campo se me ocurrió que podía ser divertido preparar nosotros mismos este año nuestro propio plantero, e incluso tener nuestro propio huerto en casa. ¿Suena divertido a que si?

Así que hemos adquirido a través de SEED BOX un huerto urbano para niños. Concretamente este.

En la página web de SEEDBOX podéis encontrar gran variedad de huertos urbanos tanto para niños como para adultos.

Me he decantado por SEED BOX Kids “Planta, juega y cocina”  ya que si bien a mi hijo mayor de 7 con cualquiera de ellos hubiera disfrutado, a la pequeña de 5 me ha resultado mucho más sencillo que se sienta traída con los de la versión Kids, ya que además del huerto urbano lleva una serie de complementos que enamoran a los pequeños ( y hasta a los mayores).
El kit incluye:

  • LIBRO planta, jugar y cocina con brotes.
  • Mesa de cultivo.
  • Adhesivos y complementos para personalizar lammesa de cultivo.
  • Semillas de rúcula y de tomate.
  •  Fibra de coco.
  • Humus de lombriz.

El libro me ha sorprendido gratamente. Es súper completo, no se limita a ser un simple manual un poco más divertido, si no que contiene información muy interesante para los más pequeños narrada de manera muy amena. Es del grupo Editorial Octaedro, por lo que ya tiene un sello de garantía.

Las primeras páginas es un divertido tutorial, donde nos presentan a brotes (la mesa de cultivo que hará de soporte para nuestro pequeño huerto) y nos dan unas instrucciones muy didácticas para conseguir realizar todo el proceso hasta ver nuestro huerto urbano terminado.

Una vez terminada la explicación del montaje de la mesa de cultivo, el libro continúa y nos da una información muy valiosa sobre los cuidados que tenemos que tener con nuestras semillas para obtener los resultados deseados.

Fotosíntesis, reproducción de las plantas, calendario de siembra de las distintas semillas, secretos de cultivo, tipos de poda de nuestra tomatera, y como recolectar las nuevas semillas de los tomates que recogeremos cuando estén bien maduritos son algunas de las secciones que contempla este libro.

Entre sus páginas hemos descubierto que en esta época del año lo ideal es plantar sólo los tomates. Las semillas de rucula que también incluye nuestro SEED BOK Kids queríamos haberlas guardado para después de verano, pero la peque no pudo contener las ganas y también las hemos plantado.

Aunque ya sabemos que es difícil de que lleguen a término ahora en casa tenemos una especie de competición entre las semillas de rucula y las de tomate a ver cuáles nacen antes. El sector masculino va con tomatito  cherry y la peque y yo vamos con doña rucula.

Ya os digo que es ideal para pequeños hortelanos o niños que muestran un gran interes por los experimentos y el medio natural. A mi hija que todo esto no le atrae tanto también le ha supuesto una experiencia muy enriquecedora y ha disfrutado mucho del libro y la actividad. Aunque a ella sin duda lo que más le ha gustado es la parte final del libro…

¡Vamos a cocinar! Una sección muy divertida con recetas muy sencillas para poder practicar con los más pequeños, y donde los tomatitos cherry y la rúcula son los protagonistas.

Por último recalcar que para los adultos es muy recomendable la lectura de la guía técnica incluida al final, ya que de manera muy ordenada contiene toda la información necesaria para que realicemos esta actividad con los más pequeños de la casa.

Y bueno, una vez que los peques y los adultos nos hemos empapado con el libro ¡comienza la actividad!

Los primeros montar a ¡Don Brotes! Nuestra mesa de cultivo en la que añadiremos el resto del contenido del SEED BOX Kids para que nuestras semillas puedan germinar.

No olvidemos poner sus brazos, sombrero, pegatinas etc para que tenga un carácter más personal.

Ahora preparamos nuestro sustrato de fibra de coco. Aquí toca guarrear. Sin duda a los peques les encantó.


Y añadimos humus de lombriz, o caca  de lombriz que suena más divertido…


Una vez tenemos todo listo rellenamos a Don Brotes


Y plantamos las semillas. Con un lápiz hacemos los agujeritos y echamos dos semillas.


¿Sencillo verdad? Pues es muy divertido, y además muy didáctico.

A nosotros nos solucionó la tarde del sábado y ahora tenemos una especie de mascota en la ventana de la cocina que miramos todas las mañanas para ver si germinan nuestras semillas. Creo que esta parte se les va a hacer más larga…pero bueno, el saber esperar al final también tendrá su recompensa.

Post patrocinado.

12 Comentarios

  1. Me ha encantado!!! Creo que voy a pillar algo así para probar con Nico. Nosotros no tenemos huerto, porque como sabes venimos de ciudad y no tengo ni idea de como hacerlo de momento. Tenía pensado ponerme las pilas con tutoriales y probar en primavera, pero tu plantero es super molón! Voy a ver que hay por esa web!!! :-*

  2. Hola!
    Me ha encantado , a mi trabajar con la tierra y plantar me gusta y relaja .Veo una actividad muy divertida para niños ( y no tan niños ,jeje)
    Bss

  3. Hola guapa
    Que divertido!! Me parece una actividad super interesante para hacer con los peques. Además de entretener creo que les ayuda a aprender un montón de cosas nuevas.
    Si tengo hijos seguro que lo hago porque yo también disfrutaré mucho de estos huertos urbanos
    Un besazo

  4. Que divertido, estas actividades no solo mantienen entretenidos a los chicos al mismo tiempo l¿crean conciencia sobre el cuidado de la naturaleza, además de desarrollar su creatividad. Me ha llamado la atención del pack para huerto infantil, hoy en día podemos encontrar de todo en el mercado del entretenimientos para niños.

Me encantaría saber tu opinión sobre este tema. De todas formas ¡Gracias por leerme!